Despedidas


«De mis entierros, el de mi abuela fue el más triste.
Se fue en la pandemia.
No hubo tiempo para flores, ni invitados, ni abrazos, ni para el llanto.


Ni los rostros nos vimos por el cubrebocas.
Lo más cerca que estuvimos fue al cargar su féretro.
La única música fue el viento…»

Texto y foto:
Rodrigo Hernández López

Periodista del semanario PROCESO

Publicado por adrianaesthela

Reportera

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: