Día de las Madres revisitando el dolor

En esta nueva entrega, la columnista y tanatóloga reflexiona sobre el significado de volver a visitar el dolor provocado por el fallecimiento de una madre, en un mes donde se les festeja y recuerda.

Imagen de Vlanka en Pixabay

Por Blanca Fernández*

«El peor defecto que tienen las madres es que se mueren antes de que uno alcance a retribuirles parte de lo que han hecho. Lo dejan a uno desvalido, culpable e irremediablemente huérfano. Por suerte hay una sola, porque nadie aguantaría el dolor de perderla dos veces», es una frase de la escritora Isabel Allende.

Así comienzo este texto sobre el 10 de mayo, una de las fechas más importantes en México, en la que la publicidad que incita a comprar el mejor regalo, inunda las ciudades, los espacios televisivos, las redes sociales.

Todo es festividad.

Cuando se es huérfano de madre, esta fecha nos orilla a revisitar el dolor de la pérdida, a escarbar en la herida emocional, resentir su ausencia y algunas veces fantasear con la idea de evadir de alguna manera ese día. Y al finalizar la jornada, sentirse aliviado de haberle ganado la batalla al dolor.

Nuestra única opción es escudriñar entre los recuerdos para mantenerla con vida en la memoria del corazón.

Después de todo solamente morimos cuando somos olvidados.

El lazo que creamos con una madre, ni siquiera la muerte puede romper.


*Tanatóloga. Facebook: Blanca Fernández

Publicado por adrianaesthela

Reportera

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: