Así sobreviven clubs de comedia y restaurantes en Nueva York

Por Juan Alberto Vázquez* 

El aviso les llegó de manera abrupta el domingo 15 de marzo por la noche cuando el alcalde Bill de Blasio, en un intento que ahora se antoja tardío y desesperado, ordenó el cierre de todo negocio “no esencial” en el que fueron incluidos bares, y centros nocturnos. Desde entonces, la actividad quedó suspendida en los más de 18 mil restaurantes, 40 teatros de Broadway y 150 del circuito conocido como off-Broadway, donde se ubican los clubs de comedia.

Fue esa la motivación que llevó al comediante, director y escritor Mark Birbiglia a organizar una colecta a través de la plataforma GoFoundMe que llegó muy pronto a su meta debido a la generosidad de algunos donantes, entre ellos el también escritor y exitoso comediante, Louis C. K. quien aportó 30 de los 50 mil dólares que se pusieron como primer límite. Nacido en Washington, D. C., en 1967, C. K. (de apellido húngaro Szekely) tiene también la nacionalidad mexicana ya que vivió en la Ciudad de México los primeros siete años de su vida. Se convirtió en comediante en los años ochenta y ha dicho que sus influencias en la comedia son Bill Cosby, Richard Pryor, Steve Martin, George Carlin y Roberto Gómez Bolaños Chespirito.

Hasta la mañana del sábado, la colecta organizada por Birbiglia lleva recaudados 111 mil dólares que principalmente serán destinados a pagar sueldos del staff del Comedy Cellar, ubicado dentro del Olive Tree Cafe, pero también del Village Underground y el Fat Black Pussycat, dentro del circuito de comedia del popular barrio de Manhattan, Greenwich Village. El fondo es administrado por la abogada Linda Turley y en él participaron casi 300 donantes que aportaron desde 20 dólares hasta cinco mil algunos de ellos.

Otros comediantes que han donado son Colin Quinn, quien a partir de 1996 duró cuatro temporadas en la popular serie “Saturday Night Live” de la cadena NBC, Michael Che, quien participa actualmente en la misma serie y quien apoquinó cinco mil, Dave Attell, Sarah Silverman, Michelle Wolf, Keith Robinson y John Mayer.

Ante la crisis desatada por la pandemia del nuevo coronavirus y la prohibición de la gente a salir a la calle y reunirse en lugares públicos que ya lleva hasta el momento 41 días, muchos administradores de restaurantes siguieron el camino elegido por Birbiglia para salvar el negocio. En la misma plataforma de GoFoundMe hay miles de esas colectas a lo ancho de todo el país. En el área de Nueva York, lo han hecho Le Bernardin & Aldo Sohm Wine Bar, Del Pesto, el Olmstead & Maison Yaki Matter House, el Raoul’s; incluso hoteles como el Bowery han apelado a la empatía y generosidad de sus clientes para sobrevivir. En el área de Brooklyn, lugares como el Barbes, que tiene 18 años programando música en vivo 364 días del año o el lesbian-bar Ginger, han hecho colectas para reunir 25 mil y cinco mil dólares, respectivamente para los gastos de operación derivados de sueldos y cuentas por pagar.

Las colectas de GoFounDme alcanzan a organizaciones sin fines de lucro como Meals for Brooklyn, que busca dar de comer a personal hospitalario de ese barrio y a cuyo ambicioso plan de reunir 150 mil dólares ya solo le restan como 15 mil. También recurrieron a la fórmula la organización Artistas Independientes de bajos Recursos, destinada a solventar gastos del talento artístico trans, queer, el del grupo que se hace llamar queer negro no-binario (NB), y los artistas inmigrantes, grupo que ya consiguió casi la mitad de los 250 mil dólares que dicen necesitar.

Birbiglia, por cierto, maneja otro fondo llamado Tip Your Wait Staff para ayudar a clubes de comedia de todo el país como el DC Improv de Washington, el Comedy Attic en Bloomington, Indiana, y el Stardome en Birmingham, Alabama.

En el caso de los clubes neoyorquinos, ya tienen garantizado el pagar sus cuentas durante al menos dos o tres meses. Pero no se sabe qué sucederá si la prohibición de operar se extiende más allá de esa fecha. Por lo pronto, los empleados hicieron un video musical desde su cuarentena, en el que usaron la base de “Be Our Guest” de La Bella y la Bestia, para agradecer a sus donantes el apoyo.

*Juan Alberto Vázquez es periodista y escritor. Su más reciente libro es NXIVM. La secta que sedujo al poder en México (Penguin, 2020). Vive en Brooklyn, Nueva York. Twitter: @juansinatra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: